Para recibir por correo electrónico las convocatorias y novedades, rellena tus datos pinchando aquí.

C.P. SAN CARLOS BORROMEO
C/ Peironcely, 2 (28053 MADRID)
Tf. 914778578 Fx. 914778399
Móvil: 676058347
E-mail: sancarlos@borromeo.e.telefonica.net
Perfil en Facebook

Apoyos recibidos:

Número de firmas individuales sólo a través de esta web: 8284

Mensajes recibidos: 4092. Publicados: 2396

Página número 209

Leer anterior -Leer siguiente
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 51 52 53 54 55 56 57 58 59 60 61 62 63 64 65 66 67 68 69 70 71 72 73 74 75 76 77 78 79 80 81 82 83 84 85 86 87 88 89 90 91 92 93 94 95 96 97 98 99 100 101 102 103 104 105 106 107 108 109 110 111 112 113 114 115 116 117 118 119 120 121 122 123 124 125 126 127 128 129 130 131 132 133 134 135 136 137 138 139 140 141 142 143 144 145 146 147 148 149 150 151 152 153 154 155 156 157 158 159 160 161 162 163 164 165 166 167 168 169 170 171 172 173 174 175 176 177 178 179 180 181 182 183 184 185 186 187 188 189 190 191 192 193 194 195 196 197 198 199 200 201 202 203 204 205 206 207 208 209210 211 212 213 214 215 216 217 218 219 220 221 222 223 224 225 226 227 228 229 230 231 232 233 234 235 236 237 238 239 240

Maria.- Hola, acabo de ver un reportaje sobre el cierre inmediato de la parroquia en el programa informe semanal. Vivo en Noruega y desde alli os escribo. Quisiera ser muy breve pero no se si podre. Pertenezco a esa mitad de Espana que perdio la guerra. Mi abuelo me transmitio memoria historica, y siempre me he sentido en deuda con el por ello. Yo tambien le quiero contar a mi hijo Sebastian, que tiene ahora dos anos, cual es su origen, para que sepa y para que entienda. Como buena hija y nieta de comunistas, que sufrieron en sus carnes los efecto de la dictadura franquista, la guerra y la postguerra, siempre negue a Dios, me jactaba de ser atea. Con los anos, con la distancia y las circunstancias de la vida, me fui acercando a Jesus poco a poco, con humildad. Me acabe entregando a el y con el sigo. Siento que mi relacion con Dios es muy intima y personal y no necesito ni quiero mediadores. Cuando tengo deseo y necesidad me dirijo a el y le hablo. Detesto a la iglesia oficial espanola, por su etica y tambien y no menos, por su estetica. Me parecen impresentables, ajados, ajenos a la gente y a anos luz del verdadero evangelio. Muy parecidos a la derecha espanola, que nada tiene que ver con la derecha de otros paises de Europa, en forma y contenido. No me representan ni me siento representada por ellos. Pero a los sacerdotes como vosotros les tengo mucho respeto, daria cualquier cosa por asistir a una de vuestras misas. Por ello, y no solo por ello, os expreso toda la mi solidaridad y mi afecto. Ojala lucheis por lo que habeis construido juntos. Es verdad que una parroquia no es un edificio sino el cumulo de seres humanos que la configuran, y que comparten una trayectoria comun. Ojala mantengais la lucha, la fe y la union. Un abrazo. Maria
Rita.- Desde Catalunya, concretamente, desde Santa Coloma de Gramenet os mando un mensaje lleno de fuerza para seguir luchando contra esta iglesia jerarquica que no sirve para ayudar a los necesitados. La verdad es que en esta ciudad del cinturon rojo de Barcelona, hay muchas personas que siguen trabajando por una iglesia más popular, en los nuevos tiempos que ahora vivímos.
maria jose.- !?nimo, muchos estamos esperanzados por vuestra decisión y coherencia. Ójala cunda el ejemplo y veamos más a menudo gente honrrada y comprometida como vosotros. Mi más sincera admiración y respeto
Angel Pérez Ortiz.- Dios es amor, y obras son amores y no buenas razones . Y vosotros lo estais demostrando, si todas las parroquias fueran como esa, se convertiría muchisima gente
Antonia.- Animo y toda la fuerza necesaria, que es mucha, para luchar contra la jerarquía eclesiástica.
Titi.- Queridos hermanos/as; espero que no se cierre la Parroquia, espero que la jerarquía reflexione, y rezo para que el espíritu les abrá los ojos. Conocí a Enrique De Castro en una charla que vino a Sevilla a darnos, y me quedé prendado, irradiaba amor hacia el prójimo, como dice el chiste, se ha creído el evangelio... Mucha suerte y ánimo
Francesc Jord.- ¡Animo! Tenéis de vuestro lado a todos los cristianos coherentes. ¿Pretenden revocar el mensaje que nos dejó Jesús? ¿Hay algo más ortodoxo que comulgar con pan? Si Rouco puede salir a manifestarse, vosotros -o nosotros- también.
ACACIA.- Soy atea, pero eso no me impide ver el bien. Desearía que nadie sufriese esta ceguera.
Camino Herreros París.- Después de oir comentarios como los escuchados en Informe Semanal es aún más doloroso pensar en la Iglesia que tenemos en España. La forma de vestir y el modo en dar la comunión son motivos a considerar para la toma de decisiones. Lamentablemente he dejado de asistir a la Iglesia por la falta de confianza que me dan los sacerdotes aunque acudo a ella cuando está vacia, bueno cuando no hay misa porque nunca está vacia. Bien, me gustaría que me explicasen cómo vestía Jesus cuando hablaba con los fieles o qué tipo de alimento se compartía en la Eucaristia. Es tan absurdo pensar que la Iglesia es tan superficial, es tan pobre ver cómo nos ofrecen la pésima visión de una iglesia basada en la apariencia. No se dan cuenta que están consiguiendo que perdamos ese cariño interno, esa creencia, ese deseo de compartir y ayudar. La IGLESIA para ellos es poder, para la comunidad es amor, sin trajes ni adornos. Es tan difícil ver cosas así?. No estoy en Madrid pero desde este pueblo del mediterráneo os doy mi cariño y confío en que la inteligencia haga recapacitar a los que están tan equivocados. Estoy segura de que somos muchos los que os apoyan pero temo que el poder de la IGLESIA sea desmedido, claro está el poder para algunas cosas para otras es simplemente superioridad. Un abrazo, Camino
Lucia.- Solidaridad con los sacerdotes de la parroquia de San Carlos Borromeo.
Leer anteriores -Leer siguientes

Apoyos de grupos, asociaciones, partidos, colectivos, etc (pinchando se accede al texto de apoyo):